La mensajera de Elphame, de Jane Hormuth


304 páginas
Publicado por Phoebe (Ediciones Pàmies)
Escocia, siglo xv.
Ante la imposibilidad de concebir hijos con su esposa Meribeth, Alistair Mcleod, jefe de su clan, encarga a un grupo de guerreros, con su sobrino Daimh al frente, la misión de viajar a la isla de Skye para solicitar la ayuda de la famosa hechicera que vive allí.
Aila nunca ha salido de la isla de Skye; la llaman bruja, hechicera, mensajera de Elphame… Posee el don de la adivinación y puede hablar con los espíritus, como con el de su abuela y mentora, Nimue, que le profetiza su destino: «Tu futuro esposo vendrá a buscarte y te llevará lejos de aquí».
Cuando los guerreros Mcleod llegan a la isla, no encuentran más que resistencia en la joven hechicera para dejar Skye y acompañarlos.
Pero Aila tendrá una visión en presencia de Daimh que cambiará las cosas y que hará que los destinos del guerrero y la mensajera de Elphame se entrelacen de forma mágica. Una visión que aúna el pasado de Daimh, el presente de Aila y… ¿un futuro juntos?



Hace unos días se levantó en este mundo de las redes, las lecturas, l@s escritor@s y l@s lector@s algo de polémica en relación con el tema de las opiniones / puntuaciones en goodreads o amazon. Esta publicación no es el lugar para hablar de esto, pero es inevitable pensar en si el hecho de leer un libro y compartir tu opinión en un blog o en una red de lectores, como es goodreads, me obliga a algo o va más allá de lo que yo considero lógico, es decir, YO, una lectora a la que le encanta compartir lecturas y, sobre todo, hablar de ellas (si me conoces en persona sabrás que esto es totalmente cierto) decide que tras leer una novela en lugar de pasar directamente a la siguiente va a exponer lo que le ha parecido, de una manera totalmente subjetiva y personal. YA ESTÁ. NO HAY MÁS. Si un día decidiera dejar de hacerlo, no pasaría nada, volvería a leer en silencio y solo para mí, como he hecho siempre.

Ojo, yo colaboro con alguna editorial, no lo niego, pero eso no quita que yo elija lo que quiero leer y yo decida lo que quiero expresar; y os aseguro que hasta ahora NADIE me ha obligado (ni lo va a hacer) a poner, decir o, incluso, opinar.




Esta vez os traigo mi opinión sobre un libro que me dejó la buena de Ali (pasad por su blog, no tiene desperdicio, lee mucho y de muchos géneros, colores y tamaños). Ya conocía a esta autora por su libro El rumor de las folias y desde que se publicó tenía ganas de hacerme con él, pero mi lista interminable de lecturas pendientes no me dejaba encontrar el momento, hasta que Alicia me prestó su ejemplar... y yo, feliz como una perdiz. Lo he tenido por casa más de lo que me gustaría confesar, y por fin pude leerlo.

Somos muchas las lectoras (sí, somos más lectoras que lectores en este caso) que disfrutamos de una buena historia de highlanders, escoceses, romance y aventuras, así que es fácil en este caso estar predispuesta a que la novela te guste porque tiene muchos puntos a su favor: está ambientada en el siglo XV, en plena Isla de Skye, con los clanes como organización territorial y social, con los highlanders como soldados, o luchadores según se mire, y una historia de amor que desde un principio ya está encaminada a través de una premonición o una visión, según se entienda. Además, le añadimos el amor por la naturaleza, las energías, las buenas acciones y las buenas personas


Con un personaje central femenino fuerte, intenso, bueno, directo, sincero y mucho más inocente de lo que se podía pensar en un principio, la autora consigue hilar una trama, para mí, muy sólida, que nos lleva desde el corazón de la Isla de Skye (solo hay que cerrar los ojos e imaginarse a los personajes en esos parajes maravillosos, mirando el mar, oliendo la naturaleza), y en parte desde la libertad, hasta el interior de uno de los grandes clanes guerreros, lo que ya no se asocia tanto a esa libertad, y hacia todo lo que podía suponer para una mujer de ese época. 

En toda la narración tenemos muy presente esa convivencia entre las creencias más ancestrales, basadas en energías, con la "religión del único dios" (como Aila la llama). Esa lucha la encabezará Aila a su modo, y aunque podamos pensar que en algún momento es previsible parte de la acción, creo que nuestra lectura nos demostrará que no es exactamente así y que la autora ha sabido trabajar muy bien estos temas y resolverlos de forma satisfactoria, sin dejar de lado la base de la historia que es el hilo romántico.

Supongo que lo suyo sería hablaros también del personaje masculino, de ese carácter taciturno, serio, guerrero y, lógicamente, noble, que tiene. Cierto es que si no fuera así me hubiera sentido extraña leyendo sobre él; estos son los protagonistas que nos gustan, porque son highlanders y como tal queremos que actúen, pero ha sido muy interesante el camino por el que la trama le ha llevado.

Me ha parecido una historia muy bien ambientada, muy bien contada y con la dosis adecuada de amor, aventura y búsqueda que más me gusta para este subgénero. El equilibrio entre la parte más real del texto y la parte más espiritual se consigue sin ser una novela histórica sino sólo de ambientación histórica, haciendo que la historia fluya de una forma natural. Destaco el valor narrativo, porque si bien me encantan los diálogos en una lectura, disfruto muchísimo cuando un autor sabe transmitirme con su narración, a través de las palabras, el lugar, el momento y los sentimientos de los personajes, y esto, creo, que Jane/Yara lo hace muy bien.

Personajes hay de todos los colores, y algunos son verdaderamente entrañables (yo achucharía a algún guerrero gruñón). No todo es perfecto, por supuesto, pero hay que partir desde qué es lo que se busca leyendo una novela de estas características, y para mí las sensaciones tras leer La mensajera de Elphame han sido muy buenas y he disfrutado muchísimo con este viaje por las Tierras Altas escocesas, en pleno siglo XV, en invierno, en esas montañas, con esos clanes enfrentados protegiendo lo suyo, en esos castillos con tanta vida dentro y fuera, en esos comedores donde prácticamente todo el clan se reúne a la hora de la cena, con una chica que sabe ganarse el corazón de las personas siendo ella misma, sin filtros, sin silencios. Me gusta Aila, y me gusta muchísimo Daimh y su forma de evolucionar, de crecer, una vez que se encuentra con alguien tan especial.

Como ya he dicho, compartir lecturas es algo increíble, y en este caso Alicia compartió conmigo esta novela, convencida de que me iba a gustar, y no se equivocó. Ahora solo falta quedar con ella para hablar de esta lectura, y otras muchas, alrededor de un café, saboreando el placer de continuar con la historia a través de nuestra conversación.

No dejéis de leer lo que os apetezca, porque los momentos que una buena lectura os puede dar son vuestros, y si lo luego os nace compartir vuestra opinión, pues bienvenido sea, y si no, pues guardaros esas sensaciones para revivirlas al recordar.

#Pasado #Familia #Secretos #Clanes
#Energías #Naturaleza #Elphame #Escocia #LosClanes
#LaProtegidaDeLosClanes #Asesinatos #Intrigas
#Matrimonio #AcabarásDescubriendoQueYoTeníaRazón
#NuestraVidaEstáUnida #MiHadaPerdida
#SinTi #Juntos #Futuro
#LaNocheDelPlacerIlimitado
#Sueños

Si te ha gustado, sigue mi blog 




Comentarios

  1. Carmen, ya te digo yo que para mi es una de las mejores lecturas del año pasado, imposible no caer enamorada y estoy segura que la voy a querer leer nuevamente próxiamente
    un bes💕

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sería una buena relectura porque así se disfrutaría más de los detalles.
      Un abrazo

      Eliminar
  2. Ay mi Carmen cuanto me alegro que lo hayas disfrutado. Ya sabía yo que ese te iba a gustar ♥
    A mi también me encantó, pero vamos tu lo has estrujado al máximo en tu reseña y has sacado lo mejor de lo mejor, porque malo tiene pocas cosas por no decir ninguna porque de lo bueno que es, pueden pasar desapercibidas.
    Has hecho un montaje de fotos precioso.
    Y como tu bien has dicho, damos opiniones subjetivas, si queremos, si no queremos pues no, pero a mi me gusta darlas, y un libro que a mi me encante puede no gustarte a ti y no por eso vamos a dejar de ser amigas porque en la variedad también está lo bonito.
    Encantada de compartir lecturas contigo, porque eres una gran amiga, fiel, sincera e integra. Y lo dicho, tu opinión es tu opinión, pero cuando las personas se conocen, en tu caso y el mio, casi siempre hemos coincidido en los buenos libros, así que al que le pique ya sabe...
    B7s guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, en la variedad está la diversión y a mí me gusta "discutir" sobre libros igual que me gusta leerlos.
      Te mando un abrazo muy fuerte y espero que nos veamos pronto. Ese café no puede enfriarse :)

      Eliminar
  3. Me ha gustado el articulo!! Y el libre tambien me encantó!!!

    ResponderEliminar
  4. Lo tengo pendiente porque ya conozco otro libro de ella que me gustó mucho. Creo que de este verano no pasa.
    Y muy cierto lo demás, si queremos opinar de un libro lo haremos y si no pues no. Que aquí nadie está obligado a nada y mucho menos a dar explicaciones.
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Ah, una lectura fantástica, Carmen. De hecho, no hay nada de Yara que no nos haya gustado.
    Aquí creo que estuvimos divididas con los personajes y cada una nos decantamos más por un protagonista (yo me uní al equipo de Aila. Me conquistó esa fuerza interior de un modo franco sin que llegara a resultarme avasalladora).
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

¿A quién teme el diablo?, de Pablo Palazuelo

El diablo también se enamora, de Eleanor Rigby

Sólo mía, de Elizabeth Lowell (Only #2)

La hermana luna (Siete hermanas #5), de Lucinda Riley

Primer sorteo del blog

La solterona, de Jana Westwood #PremioLiterario2018

El señor de la guerra, de Elizabeth Elliott

Piso para dos, de Beth O'Leary

Historias eróticas para viudas del Punyab, de Balli Kaur Jaswal

Tres sorteos para celebrar el verano