Una comedia, una de época y una contemporánea #minirreseñas

Yo voy leyendo y no me da tiempo a poner mi opinión de todo lo que leo. El tiempo es el que es y ya no soy capaz de darlo más de sí. Como tengo una espinita clavada cada vez que veo estos libros sin opinión en el blog así que he decidido hacer esta entrada para resarcirme con ellos, y conmigo.  No es una mala solución, ¿verdad?


Un sacerdote con un pasado pendenciero. Una Virgen que de repente empieza a hacer travesuras para llamar la atención. Un pueblo donde hay más prejuicios de lo que parece a simple vista. Estos tres ingredientes se conjugan para llevar al lector a través de una historia en la que nada será imposible, incluido su sorprendente final.

En 181 páginas tenemos una historia sencilla en construcción y en desarrollo, muy amena de leer. Nos encontramos en un pequeño pueblo en el que los vecinos, o más bien las vecinas, deciden que es el momento de hacerle nuevas ropas a su Virgen, para lo que deben recaudar dinero. A partir de ahí, acompañaremos al Padre Indalecio (Inda para sus más allegados), protagonista único, en su día a día en su parroquia y le llegaremos a conocer muy bien. Con cierto tono de comedia, aunque sin buscar la risa espontánea, y unos personajes humanos y tiernos, a los que acabas cogiéndoles cariño, la historia nos muestra, a través de una trama fácil y bien estructurada, el camino por el que nos llevan nuestros actos. Creo que al final de la lectura el mensaje de esta historia es lo que se te queda, con ese toque bonito, feliz y franco

Por cierto, apuntado queda el nombre de esta autora para futuras lecturas. Muy recomendable
— Si es que, al final, va a resultar que los curas tampoco sois mala gente —Antonio le dedico una sonrisa cordial —. Y al final también va a resultar que los extremistas nos entendemos.



El mayor George "Hawk" Hawkindale ha sobrevivido a la batalla de Waterloo sólo para encontrarse un nuevo combate en casa: su padre ha puesto en juego sus tierras y su mansión, la querida Hawkinville Manor, y la única forma de evitar perderlas es que Hawk se case con la heredera del título de Deveril, Clarissa Greystone. Pero a Clarissa la conocen como «la heredera del diablo» desde la muy sospechosa muerte de su prometido, que dejó en manos de la joven una enorme fortuna. Cuando Hawk y Clarissa se conocen, ambos ocultan sus verdaderos pensamientos. Para él, ella es una mujer despiadada, quizás una asesina. Para ella, el militar es un cazafortunas sin escrúpulos. Cuando la atracción y el deseo surgen, los dos tendrán la oportunidad de cambiar de opinión. Sin embargo, antes tendrán que encontrar la salida a un peligroso juego de dinero y poder en el que hay implicados personajes muy poderosos.

Vergüenza me da, porque terminé de leer este libro hace un mes dentro del Reto Rita 3.0 y todavía estoy por escribir qué me ha parecido. Voy a ver si soy capaz de hacerlo en pocas palabras. No es el primero de su serie y, aunque la novela tiene un principio y un fin, algo de esa sensación de que hubieses disfrutado más si las hubieras leído en orden hay. 

Es una historia de amor entre dos supervivientes: ÉL, que ha sobrevivido a un padre que no supo y no quiso hacer las cosas bien y que sigue aplastando todo lo que toca, y ELLA, con una familia que la "vendió" para casarla con un ser despreciable y que se ve envuelta en algo ajeno a ella y a su control. Dos caracteres fuertes, escépticos y nada románticos, que chocan y, al final, confluyen

¿Cielo, purgatorio o infierno?-No soy creyente, ¿no lo recuerdas? Nada de matrimonios para mí. Qué tontería. No me cabe duda de que lord Deveril era tan malo como dices, pero cuando conozcas el cielo cambiarás de opinión. No me fío del cielo dijo Clarissa. En cierto modo en su mente el comandante Hawkinville se fusionaba con el guapo Lord Arden hirviendo de furia . Cualquier hombre, sí está muy furioso, puede convertirse en un infierno.
La trama de intriga alrededor del asesinado del "diablo" y la acción a la que se ven llevados los dos, hace que te enganche la lectura y que te pegues a sus páginas para seguir leyendo. No tiene momentos románticamente ilusos, sino que vas viendo como ellos se van enamorando, platónica y físicamente. Hay espías, traición, política, amistad, errores, deber... una buena novela romántica de época, con alicientes añadidos

Pero hacer el amor es peligroso, Azor. Quedas avisada. En su mejor o en su peor aspecto nos lleva a lugares que salen de lo corriente. Más que una cuerda e incluso más que la batalla. Los franceses lo llaman la pequeña muerte. Creen que por un momento se para el corazón y cesan todas las sensaciones corporales, por lo que la vuelta a la vida es a la vez un exquisito placer y un exquisito dolor.
Sigue siendo una apuesta seguro escoger una novela de esta autora.
¿Esperará el mundo antes de condenarme? El mundo no lo sabe. ¿Quién se lo dirá?
Maldito veintiuno de marzo, de María Ferres Payeras
Sara y Pablo son amigos desde los trece años. Son más que amigos, son como hermanos. Tienen caracteres muy diferentes, hasta la Universidad, Pablo fue muy enamoradizo y, en cambio, Sara disfrutaba de salir a ligar.
Ahora, sin embargo, Sara está a las puertas de su boda con Nieves, de la que se enamoró locamente la primera vez que la vio; y Pablo se ha convertido en un depredador implacable. Nunca pasa más de una noche con ninguna chica...
Alicia es la hermana pequeña de Sara. Hasta que descubrió que el trabajo era su gran y único amor, estuvo colgada por el mejor amigo de su hermana, Pablo. Su cuñada, Nieves, le ha pedido que la acompañe a comprar el vestido de novia, por lo que un viernes llega a Salamanca con intención de ayudar a la novia de su hermana, ver a sus padres y volverse cuanto antes a Madrid.

Gané este libro digital en un sorteo del blog Regálame romántica. Tuve suerte, ya que creo que de otra manera no me hubiera animado a leerla. La romántica contemporánea me cuesta un poco, pero más por ganas que porque no me guste lo que leo. 

Ha resultado ser una historia romántica, en tono de comedia, con su lógica previsibilidad, entretenida, desenfadada, muy correcta y muy sencilla, donde dos personas se reencuentran después de unos años y tienen que encajar, con un final divertido, poco verosímil y algo estrambótico, pero con un guiño tierno y simpático.

Os la recomiendo si os gusta el género, como a mí. No os equivocaréis.
—¿No puedes dormir? —No. –¿Quieres que hablemos un rato más? —bostezó. —No, tú duerme, yo continuaré haciendo lo que hacía. —¿Qué hacías? —insistió ella sin poder mantener los ojos abiertos del todo. —Mirarte dormir.
Es una de esas novelas en la que los protagonistas no quieren enamorarse pero tú, como testigo ajeno y "todopoderoso", ves que van directos a caer en ese pozo en el que tú sí que quieres que caigan, claroHabla de sentimientos, de pasado, de amores, de locuras de juventud, de dolores pasado, de errores. Una historia que apetece leer, que te deja buen sabor y con una sonrisa en la cara

Me ha gusto mucho el detalle de incluir citas de libros al comienzo de cada capítulo. El hecho de haber leído algunos de esos libros ha provocado que comenzara con más interés lo que iba a leer.
Las que no acababan con un estrés insuperable al querer compaginar marido, hijos y ocupación de alto nivel, acababan pensando que no dedicaban el tiempo suficiente a su familia, o a su trabajo, y se sentían malas madres, malas esposas, malas empresarias...Sin duda en todo esto influía mucho, todavía, la cultura mediterránea, porque en otros países, aunque no funcionara mucho mejor, había una mejor conciliación y sobre todo una mayor aceptación de la figura de la mujer triunfadora por parte de la sociedad.

Si te ha gustado, sigue mi blog 




Comentarios

  1. Madre mía Carmen he tenido que leer el título del primer libro dos veces por que no me lo creía ajajajajaja, de los tres me quedo con La heredera del diablo me llama la atención, muy buen post guapa

    ResponderEliminar
  2. Hola, Carmen. Una solución acertada lo de las minireseñas. Yo me quedo con la comedia, ahora es lo que más necesito.

    Besos y feliz noche.

    ResponderEliminar
  3. A mí las mini reseñas también me han sacado en alguna ocasión de algún apuro jejeje
    Besos

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola! Al final tendré que pasarme a esto de las mini-reseñas yo también porque no doy a basto. Me entra la pereza y luego se me juntan demasiados libros sin opinión.

    De los que pones solo he leído el de "La heredera del diablo" y fue ya hace un porrón de años y apenas me acuerdo de la historia.

    Besos

    ResponderEliminar
  5. ¡Holaaa!

    Pues me encantan este tipo de entradas con minireseñas de varios libros jajaja yo no suelo hacerlas porque leo más bien lento entonces me da tiempo a hacer reseñas individuales -bueno, hace poco sí que hice una de este estilo- pero vamos, que me encanta verlas jaja :D

    ¡besos!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Prime Student

Entradas populares de este blog

El diablo también se enamora, de Eleanor Rigby

Piso para dos, de Beth O'Leary

Sólo mía, de Elizabeth Lowell (Only #2)

¿A quién teme el diablo?, de Pablo Palazuelo

La solterona, de Jana Westwood #PremioLiterario2018

La hermana luna (Siete hermanas #5), de Lucinda Riley

Tan cerca del horizonte, de Jessica Koch

El señor de la guerra, de Elizabeth Elliott

Primer sorteo del blog

Toda la verdad de mis mentiras, de Elísabet Benavent