Soldado de invierno

Soldado de invierno, de Arlette Geneve
278 páginas
Autopublicada y una de las novelas participantes en el IV Concurso de Amazon
En un momento decisivo de la historia de Rusia cuando el zar Alejandro gobierna las enormes estepas, y las pasiones de los hombres son más poderosas que la propia guerra y la política del país, una mujer logrará hacerse dueña del corazón de uno de sus más fieles oficiales.Alisa Guseva es despreciada por la nobleza rusa pues la creen culpable de la muerte de su esposo. Su mundo ha cambiado para siempre, y tras superar los terribles momentos vividos después del accidente, vive apartada de los eventos sociales y centra todos sus esfuerzos en rescatar a niños de la calle.
Alexéi Yacov es un oficial del ejército imperial que ha sido traicionado. Espera su ejecución en la prisión de Trubestskoy, pero la dulce y bondadosa Alisa se cruza en su camino y lo salva de una muerte inminente. Ella tratará de que Alexéi olvide sus penurias pasadas y se centre en el futuro lleno de esperanzas que se abre ante él, pero Alexéi vive y respira para culminar la venganza sobre el hombre que lo traicionó. Su destino permanece en suspenso pues el sentimiento que nace en su corazón por Alisa crece hasta límites insospechados mientras lo hace dudar de su propósito.
¿Podrá el amor de Alisa modificar la atormentada naturaleza de Alexéi?
Ambientada en los palacios impresionantes de la Rusia zarista, la autora Arlette Geneve vuelve con una magnífica novela histórica y romántica donde el amor y la venganza se enfrentan en una lucha de voluntades.

Novela de ambientación histórica (Rusia imperial de finales del siglo XIX) con una historia de lucha, venganza y almas rotas. Me ha gustado, eso no lo puedo negar, he leído con muchas ganas todo lo que me estaban contando, pero no sabría decir por qué la pareja protagonista no ha llegado a calarme, no ha llegado a levantarme suspiros ni mariposas lectoras (espero que los lectores de romántica sepan a qué me refiero) y eso que existían todos los factores para que fuera así. Quizá me imaginaba un amor épico, en las estepas rusas… no lo sé; podría pensar que ha sido una atracción más adulta pero demasiado obvia, demasiado rápida, demasiado sencilla, aunque en otras novelas de este género ocurre de manera similar, por lo que no es algo poco habitual. A lo mejor, simplemente, es que la historia se merecía más páginas.

Sé que es una historia de amor, de un amor profundo, fuerte, que va más allá de las necesidades propias, eso me lo han contado, lo he leído, pero lo que más me ha gustado de mi lectura ha sido el resto: la trama alrededor de la traición, las cicatrices por el maltrato, la forma de seguir adelante, de sobreponerse, la manera que tienen todos de crear una familia y de sobrevivir, y, sobre todo, me ha gustado ella, Alisa. Creo que es fuerte, es guerrera, lucha con lo que tiene y protege a los suyos. Me ha gustado que no se deje llevar por los recuerdos y que se enfrente a los problemas haciendo lo que tiene que hacer. En parte he sentido su dolor, su sufrimiento, a pesar de que para mí la autora no se ha recreado mucho en eso, nos lo ha contado pero no nos ha dejado que suframos mucho con ello.

Reconozco que me ha sorprendido, no era lo que esperaba y eso me gusta. La autora ha sido atrevida, directa, ha llamado a las cosas por su nombre y no ha adornado la historia con florituras. Ciertos giros en la trama han sido muy interesantes y han aportado credibilidad a los personajes y al momento. Me encantaría saber de dónde nace la inspiración para crear esta historia, de algún momento real, de algún personaje real o simplemente ha sido una invención en un momento histórico inusual para las novelas románticas.

Esta es la cuarta novela de Arlette Geneve que leo y no será la última. Aunque no ha sido la que más me ha gustado de todas (Inmisericorde es insuperable, por ahora), me gusta mucho la capacidad que tiene para crear historias rodeadas de historia y sentimientos, además de su manera de manejar el lenguaje.

#premioliterario2017
#Rusia #Dolor #Sufrimiento #Familia #Amor
#MiÁngel #Alisa #HeridasEnElAlma #HeridasEnElCuerpo
#Intrigas #Engaños #Chantaje #NovelaHistórica
#Romance




Comentarios

  1. Tengo esta novela esperando en el Kindelito pero reconozco que me da cosa ponerme con ella porque todo lo ruso me recuerda a El jinete de bronce (aunque no transcurra en la misma época) y claro, con eso en la cabeza no puedo ponerme con otro libro. A ver si se me pasa y lo puedo leer, que tengo ganas.
    Estupenda reseña!
    Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Te puedes creer que no he leído todavía El jinete de bronce? Lo sé... no tengo perdón... pero nunca he encontrado el momento para hacerlo...gracias por pasarte por aquí

      Eliminar
  2. hola no conocía a esta escritora y menos aún el libro y tal vez te haga caso y empiece con otros de ella gracias por el descubrimiento chao

    ResponderEliminar
  3. Hola!!
    No conocía el libro y la verdad que la portada me ha enamorado.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  4. He leído novelas cortas de Arlette Geneve y me gusta su estilo. Ésta tiene muy buena pinta pero creo que mejor empiezo con Inmisericorde no? (Yo tampoco tengo perdón)
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. No sé por qué me da a mí que esta novela sí puede gustarme más que a ti. Puede que por la portada directamente, pero me da que la historia de amor puede calarme y entonces tendremos otra de nuestras confrontaciones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé por qué te da eso, pero podría ser. Léela y así veremos si hay o no discrepancias. Estoy deseando conocer tu impresión.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

¿A quién teme el diablo?, de Pablo Palazuelo

El diablo también se enamora, de Eleanor Rigby

Sólo mía, de Elizabeth Lowell (Only #2)

La hermana luna (Siete hermanas #5), de Lucinda Riley

Primer sorteo del blog

La solterona, de Jana Westwood #PremioLiterario2018

El señor de la guerra, de Elizabeth Elliott

Piso para dos, de Beth O'Leary

Historias eróticas para viudas del Punyab, de Balli Kaur Jaswal

Tres sorteos para celebrar el verano